Si existiera / 30 Noviembre 2016

Si existiera: La casa de la familia Brown

De la película Paddington.

En cualquier casa, un oso que habla y se viste como humano desentonaría, como mínimo, pero acá tantas cosas llaman la atención que nada llama la atención.

 
O sí, generando gratas sorpresas: el mural del árbol en el hall de recepción, el dormitorio con temática espacial del hijo menor y la habitación de los padres con estética kimonesca y detalles que parecen salidos del palacio de Versailles.

La explosión de colores y texturas de esta película inspiraría hasta al menos osado.

Codiciamos: la mesa marroquí con un caballo de calesita incrustado.

Cabe mencionar: la inesperada paleta cromática de la cocina.

p_02

p_03

p_04

p_05

Si encontrás una casa chaucha en una película, ¡avisanos! 🙂
[email protected]

publicado en Si existiera


Casas que visitaríamos si fueran de verdad.

por Valentina Varas

Valentina nació en Buenos Aires en 1991. Es celíaca y nieta de panaderos. Estudió Marketing, escribe poesía (La velocidad de una fiesta. 2016, Pánico el pánico), duerme poco, saca fotos, hace collages e investigaciones y otras cien cosas más.