Guía botánica / 25 febrero 2017

Guía botánica #7: Graptopetalum / Graptoveria

Esta suculenta de colección y de rápido crecimiento, tiene escasas exigencias de mantenimiento. Por eso es es ideal para los que no tienen mucho tiempo para dedicarle.

Nombre científico
Graptopetalum paraguayense (en la foto) y Graptoveria cv. Titubans (Híbrido de Graptopetalum paraguayense x Echeveria derenbergii)
Existen muchos híbridos entre graptopetalum y echeverias, uno más lindo que otro.

Pero la conoces como
Graptopétalo, madre perla o planta fantasma, planta de porcelana.

Dónde tenerla
Necesita grandes cantidades de luz, prefiriendo incluso el sol directo.
Dato: Si la planta está descolorida o las rosetas se deforman estirándose es que necesita más luz.

Riego
Regar abundantemente en verano y mantenerlas secas en invierno. Ojo con el exceso de humedad, que puede ocasionar la aparición de cochinilla algodonosa. Evitá que el agua moje las hojas porque daña la capa cerosa (pruina) que la recubre y podrían pudrirse.
Dato: Si las hojas y los tallos pierden turgencia puede ser por falta de agua, pero si en la base de la planta hay manchas oscuras es podredumbre por exceso de riego.

Maceta
Si quisieras cambiarlas a un contenedor más grande, mejor que sea durante la primavera.
Son plantas súper frágiles: apenas las rozás se le desprenden las hojas, así que hacélo con cuidado. Y si se te caen algunas, ¡no sufras! Multiplicalas 😉

Multiplicación
Se logra de muchas formas, pero la más fácil es enraizar los esquejes de hojas:

1) Extraer hojas de la sección intermedia de la roseta (ni las de arriba que son muy jóvenes, ni las de abajo que ya están viejas).

2) Dejar secar sobre un platito en lugar iluminado hasta que cicatricen los cortes (una semana, aproximadamente). Esto evita que entre humedad y se pudran.

3) Luego, apoyarlas boca arriba sobre un sustrato poroso y húmedo. Recomendamos usar contenedores de poca profundidad (por ejemplo bandejas o hueveras). Ubicar en un lugar con buena luz natural y al resguardo de lluvias y mascotas.

4) No regar hasta que aparezcan las primeras raicillas (pueden tardar algunos días o varias semanas según la especie). Recién ahí hacerlo apenitas, cada 3 días con rociador, tratando de no mojar mucho las hojas. Sí la tierra.

5) Paciencia: ¡no las muevas ni las toques! Luego de que aparezcan las raíces vas a empezar a ver cómo se desarrolla una mini roseta que va creciendo y adquiriendo tallo hasta lograr más altura.

6) Va a estar lista para trasplantar cuando la hoja madre original se haya secado completamente (o desprendido sola). Recién ahí podés pasarla a un mini maceta. Si es acompañada de otras plantitas, mejor.

Lo más importante es no apurar los tiempos. Si querés más detalles pueden pasar por acá.

Flor
Las flores son de color blanco o amarillo en forma de estrella. Comienzan a formarse a mediados/finales de invierno, y se abren en primavera.

Aviso
Puede ser atacada por la cochinilla y la mosca blanca. Existen productos comerciales para tratar estas plagas, pero cuando se trata de cochinilla a nosotras nos funciona pulverizar la planta con una mezcla de agua y alcohol (1-3 aprox).
Eso sí, es mejor no hacerlo cuando la planta está expuesta a pleno sol porque se pueden quemar las hojas. Y si tenés paciencia, podés quitar la cochinilla manualmente con un palito o cepillo de dientes viejo.

publicado en Guía botánica


Cuidados y secretos de la especie botánica más sencilla de mantener y multiplicar: las suculentas.

por Compañía Botánica

Ceci & Meena comparten su pasión por los cactus y suculentas en sus redes sociales y nos llenan de inspiración botánica ya sea a través de sus productos, servicios o #workshopsbotanicos.